En Hergom contamos con variedad de grúas, máquina que tiene como función levantar y distribuir cargas mediante un gancho que se logra con un sistema de poleas o contrapesos. Por eso, existen diversos tipos de grúas y pueden ser clasificadas de diferentes maneras.


En esta ocasión te contaremos sobre las grúas industriales, mismas que pueden clasificarse en otros tipos, su característica principal es que pueden ser articuladas sobre un camión que se conoce como grúa cargadora o simplemente grúa de carga.


Partes de una grúa de carga:


  • BASE: Armazón, que comprende los puntos de anclaje y rodamientos para el giro de la columna.
  • COLUMNA: Pieza estructural que soporta el sistema de la pluma.
  • SISTEMA DE BRAZOS: Pieza estructural en el sistema de la pluma de la grúa cargadora.
  • ESTABILIZADORES: Ayuda a la estructura portante conectada al vehículo para dar la estabilidad requerida.

Las grúas de carga pueden contener un asiento fijado a la columna de la grúa cargadora, o una plataforma situada sobre la base de la grúa cargadora. Existen diversos tipos de montajes de grúas cargadoras sobre camión tales como las montadas detrás de la cabina, en la parte posterior, en el centro del remolque, en el voladizo en la parte posterior, etc.


USOS HABITUALES DE GRÚAS DE CARGA:


  • Cargar y descargar el vehículo propio u otro vehículo
  • Elevar, sujetar y mover cargas en las posiciones permitidas según la estructura del sistema de brazos definido en su diagrama de cargas.
  • Levantar, sujetar y mover cargas por debajo del nivel del suelo según su diagrama de cargas.
  • Levantar cargas a una altura elevada y sostener dicha carga para trabajos de montaje (maderas de construcción, vigas metálicas, elementos de hormigón, etc.)
  • Trabajos de montaje tales como posicionamiento de vigas y estructuras de un edificio.
  • Posicionar tuberías a nivel del suelo o en el interior de zanjas y mantenerlos en posición mientras se unen entre sí.
  • Sujetar y mover bombas sumergidas en pozos para su reparación o sustitución con ayuda de un cabrestante.